A 16 años de la polémica obra de AMLO: la inauguración del distribuidor vial de San Antonio

distribuidor vial

El distribuidor vial de San Antonio fue la primera gran obra del sexenio de Andrés Manuel López Obrador en la Ciudad de México y como pasa con muchas obras en nuestro país, estuvo dentro de la polémica y los golpeteos políticos.

Distribuidor vial obras

La historia señala que a mediados del año 2002, la administración capitalina se plantea una serie de obras viales que buscaban agilizar en algo el interminable flujo vehicular de la ciudad y en la hoja de ruta, el primer lugar fue para un distribuidor vial en la zona de San Antonio, sobre el atestado Periférico y otras avenidas.

Distribuidor vial apertura

Tuvieron que pasar nueve meses para que la obra estuviera lista a principios de junio de 2003 y en su acostumbrada “mañanera”, López Obrador anunció que la obra se abriría a los automóviles el 11 de junio, un miércoles.

Distribuidor vial cartón

Pero antes de que viniera aquello del listón rojo y las tijeras, la autoridad decidió realizar dos aperturas simbólicas de la vialidad que tuvo una extensión de siete kilómetros y que por meses tuvo en jaque a miles de personas.

Distribuidor vial carrera

Una primera apertura se dio el primero de junio y se hizo con una carrera de 10 kilómetros. Los ganadores de aquella justa fueron una corredora mexicana y un corredor keniano,

Distribuidor vial corredores

Más allá del esfuerzo titánico para cubrir la distancia, cientos de corredores se sumaron al largo contingente que recorrió con singular alegría la obra de hormigón y asfalto.

Distribuidor vial peatones

La segunda apertura se daría una semana después.

Distribuidor vial sentados

Los capitalinos fueron invitados a recorrer a pie los siete kilómetros y la mañana dominguera transcurrió entre breves carreras y miradas al horizonte sobre las trabes levantadas.

Distribuidor vial arreglos

Lo que siguió después fueron trabajos a marcha forzada para dejar con el mejor aspecto la obra que rendiría tributo a la dictadura del automóvil.

Distribuidor vial previo

Decenas de obreros se dieron a la tarea de chulear los siete kilómetros, tapar los espacios donde el asfalto no se quedaba firme, remediar algunas goteras y pintar las columnas que lucían un gris depresivo.

Distribuidor vial apertura

En punto de las seis de la mañana del 11 de junio fueron abiertos los distintos accesos al Distribuidor Vial de San Antonio y se dieron las primeras quejas, los señalamientos para ingresar y salir de la obra no cumplían con su cometido.

Para apoyar a los automovilistas atrapados en la vialidad, fueron desplegados un centenar de policías. Además, el entonces Secretario de Seguridad Pública capitalino, Marcelo Ebrard, dejaba en claro que los usuarios del Distribuidor Vial tenían que respetar el límite de velocidad de 70 kilómetros por hora.

Distribuidor vial primero

El Distribuidor Vial fue la punta de lanza del proyecto de los segundos pisos sobre el Periférico, pero esa ya es otra historia.

Tal vez quiera leer: De ‘Delfines’ al Metrobús de doble piso: así evolucionó el transporte público en la CDMX

Visita nuestro perfil en Instagram