La crisis venezolana: una historia que no se puede contar sin Hugo Chávez

Hugo Chávez

En los últimos años la vida política venezolana se ha transformado constantemente. Los distintos escenarios han llevado a la nación petrolera desde intentos de golpe de Estado hasta manifestaciones ciudadanas que abarrotan las calles exigiendo un cambio de gobierno. Todo este panorama es imposible de entender sin la figura de Hugo Chávez.

El golpe de Estado fallido de Hugo Chávez

Lo que hoy vemos que sucede en las calles de Venezuela tiene una historia que comienza el 4 de febrero de 1992, cuando el entonces comandante Hugo Chávez Frías y otros tres mandos militares emprenden un golpe de Estado para derrocar al presidente Carlos Andrés Pérez, sin embargo, el intento fracasó, Chávez tuvo que salir ante las cámaras y reconocer su derrota.

“Nosotros acá en Caracas no logramos controlar el poder, pero ya es tiempo de evitar más derramamiento de sangre, ya es tiempo de reflexionar”, Hugo Chávez.

El comandante Chávez derrotado, fue apresado y fue hecho prisionero en el Cuartel de San Carlos, para posteriormente ser trasladado a la cárcel de San Francisco de Yare, donde pasaría dos años. Los grupos armados en las ciudades de Valencia y Maracay tuvieron que deponer las armas.

Hugo Chávez se hace con la presidencia venezolana

Ya en libertad, Chávez recorrió gran parte de Venezuela con la intención de explicar su proyecto político. En 1998 se presentó a competir en las elecciones que se llevaron a cabo a principios de noviembre. Para el 6 de diciembre Chávez ganó su primera elección presidencial y dio comienzo su ideario de un gobierno socialista.

Después de una serie de modificaciones constitucionales y a un año de iniciar su segundo periodo presidencial, la situación política en Venezuela volvió a tensar, el 12 de abril de 2002, las protestas de la oposición y el descontento entre los militares llevaron a Chávez a dejar el poder, pese a haber solicitado la activación del Plan Ávila.

Tras estos sucesos Pedro Carmona se convirtió en presidente por algunas horas, sin embargo, Hugo Chavéz logró recuperar el poder.

Después de este intento de golpe de Estado, la situación en Venezuela se mantuvo en relativa calma. Para 2004 se buscó remover a Chávez del poder mediante un referendo revocatorio, sin embargo, logró imponerse con amplia mayoría. La amenaza de eternizar su presencia en el poder se iba volviendo una realidad.

Hugo Chávez aplasta en las elecciones

Dos años más tarde, en 2006, vuelven a realizarse elecciones presidenciales. El mandatario venezolano fue reelegido por una amplia mayoría, sumó poco más del 62 % de los votos. Hugo Chávez ganó su segundo periodo presidencial, pero no le fue suficiente, Venezuela se enfilaba a una crisis económica.

La historia se repitió una y otra vez en Venezuela, en octubre de 2012 y padeciendo una profunda crisis económica motivada por el desplome en los precios del petróleo, Chávez volvió a ganar otro periodo al frente del ejecutivo venezolano, esto gracias a una reforma que le autorizaba reelecciones ilimitadas. El derrotado de aquella ocasión fue Henrique Capriles.

Chávez había ganado las elecciones que el autorizaban a gobernar Venezuela de 2013 a 2019, sin embargo, el 5 de marzo de 2013, se confirmó su muerte. Había comenzado su cuarto periodo presidencial apenas en enero de 2013 y Nicolás Maduro asumió el gobierno.

Maduro, el sucesor de Hugo Chávez

Maduro se presentó a las elecciones presidenciales que se llevaron a cabo en abril de 2013, las cuales ganó con un muy apretado margen. A la par de esta crisis política la crisis económica no dio espacio a la recuperación de la República Bolivariana.

De ahí en adelante el escenario político ha sido muy difícil para Maduro y el pueblo venezolano. En diciembre de 2015 la oposición tuvo un gran triunfo en las urnas, logró hacerse con el control de la Asamblea Nacional. En 2017 la difícil situación venezolana desató tres meses de protestas por parte de la oposición que exigió elecciones libres. La represión dejó más de 120 muertos.

En 2018 Maduro ganó en las elecciones presidenciales, pero tomó atribuciones que le correspondían a los poderes legislativo y judicial, violando con esta acción la constitución, lo cual agudizó la crisis política y social.

Juan Guaidó frente a Nicolás Maduro

El 23 de enero 2019, Juan Guaidó, líder de la Asamblea Nacional, rindió juramento como Presidente Interino y una serie de naciones alrededor del mundo lo reconocieron como tal.

Habrá que esperar para conocer en qué acaba esta historia. Lo que nunca podremos saber es qué hubiera pasado si la salud de Hugo Chávez le hubiera permitido seguir al frente del poder venezolano.

Te recomendamos: ¿Por qué se dice “tercer mundo” y no “segundo”?

Visita nuestro perfil en Instagram.